Insuficiencia Renal Aguda

February 7, 2016

INSUFICIENCIA RENAL AGUDA

 

La alteración de las funciones del riñón se produce de forma brusca. Las manifestaciones clínicas más habituales son las relacionadas con las 3 funciones principales, es decir, la función depurativa, la regulación del volumen de líquidos y la regulación de la composición de iones. 

Por tanto, lo más habitual es orinar poco o incluso dejar de orinar y por tanto habrá retención de líquidos con aparición de edemas y en los análisis se objetivará un aumento de la Urea y Creatinina, así como una alteración en la composición de iones. En algunas ocasiones estas alteraciones pueden llegar a ser graves y necesitan tratamiento inmediato, incluso diálisis. 

Las causas que pueden desencadenar esta IRA son múltiples y son más habituales en pacientes ingresados en un Hospital. Desde medicamentos, contrastes iodados en personas predispuestas, deshidratación por diarreas, vómitos o exceso de diuréticos, Tensión Arterial muy baja por infecciones graves, obstrucción a la salida de la orina (cálculos, próstata etc.). 

En personas no ingresadas, destacar que uno de los medicamentos que con mayor frecuencia pueden desencadenar esta situación son los Antinflamatorios, que habitualmente utilizamos para problemas de dolores articulares durante largas temporadas, teniendo mayor riesgo personas que ya tienen alteraciones de la función renal y ancianos. 

Por lo general, es una alteración reversible o que suele curar sin secuelas una vez que se ha resuelto la causa que lo ha producido.

Si la Insuficiencia Renal es reversible se lo denomina AGUDA, esta puede ser producido por varias causas generalmente a pacientes que se encuentran hospitalizados por otras complicaciones, una vez detectada se pueden realizar varios procedimientos como: cuidados en la alimentación, ingerir antiobióticos, sesiones de Hemodiálisis hasta que la función del riñón se regularice. 

Síntomas de la Insuficiencia Renal Aguda

 

Los síntomas de la insuficiencia renal aguda pueden incluir cualquiera de los siguientes:

  • Heces con sangre.

  • Mal aliento y sabor metálico en la boca.

  • Tendencia a la formación de hematomas.

  • Cambios en el estado mental o en el estado de ánimo.

  • Inapetencia.

  • Disminución de la sensibilidad, especialmente en las manos o en los pies.

  • Fatiga (cansancio).

  • Dolor de costado (entre las costillas y las caderas).

  • Temblor en la mano.

  • Hipertensión arterial.

  • Náuseas o vómitos que pueden durar días.

  • Hemorragia nasal.

  • Hipo persistente.

  • Sangrado prolongado.

  • Crisis epiléptica.

  • Dificultad para respirar.

  • Movimientos letárgicos y lentos.

  • Hinchazón por retención de líquidos en el cuerpo (puede presentarse en las piernas, los tobillos y los pies).

  • Cambios en la micción como poca o ninguna orina, micción excesiva durante la noche o suspensión completa de la micción.

 

Fuente:

https://www.riojasalud.es/ciudadanos/catalogo-multimedia/nefrologia/que-es-la-insuficiencia-renal

https://www.nlm.nih.gov/medlineplu

s/spanish/ency/article/000471.htm

https://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/000501.htm

Dr. César Vásconez Vaca Nefrólogo Ecuatoriano

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Entradas destacadas

Guía para obtener el tratamiento integral para Insuficiencia Renal en la Red Pública y Privada

August 25, 2016

1/6
Please reload

Entradas recientes

June 16, 2016